EE.UU: Joe Biden no es apto para ser Presidente de los Estados Unidos

ESTADOS UNIDOS… ARGOSIS: AGOSTO 24 DE 2021


xNoticias de Israel


Joe Biden no es apto para ser Presidente de los Estados Unidos. Era obvio cuando se presentaba al cargo que carece de la resistencia física y la agudeza mental para el trabajo. Desde enero es cada vez más obvio que el presidente a tiempo parcial se ha escondido de los medios de comunicación o ha tropezado con el tipo de conferencias de prensa guionizadas que los estadounidenses solían ridiculizar con razón como el sello de las repúblicas bananeras.


La gestión de la retirada de Afganistán ha puesto de manifiesto la incapacidad de Biden. La dolorosa verdad es ahora innegable. Debe marcharse, aunque eso signifique que Kamala Harris, que se ha equivocado igualmente en Afganistán y en muchas otras cosas, tome el relevo.


Dicen que el éxito tiene muchos padres, pero el fracaso es huérfano. Este fracaso es una familia con dos padres. Uno es la madre de todos los fracasos institucionales: la ineptitud de los tecnócratas, tan convencidos de su superioridad intelectual y moral que responden a las intrusiones de la realidad con sorna y pique.


Una administración exquisitamente sensible a los pronombres, los cuartos de baño y las formas ficticias de autoidentificación se ha mostrado brutalmente insensible a la suerte de los afganos que lo han arriesgado todo al autoidentificarse como aliados de Estados Unidos y de todo lo que alguna vez representó.


Esto es una vergüenza para Estados Unidos. Aunque sea difícil de creer, la gente de todo el mundo sigue mirando a Estados Unidos como la última y mejor esperanza. La respuesta de la administración, culpando a los medios de comunicación, sólo añade más vergüenza.


Biden, el rey Lear de Beltway, es el padre de este fracaso. No porque durante décadas haya ido de un lado a otro con la tonta sabiduría del momento en Washington, y por lo tanto sea responsable de la equivocada guerra por la democracia imperial. No porque su llamamiento en noviembre pasado, a su partido y a los votantes, se basó en el paternalismo de la vieja escuela de Scranton. Ni siquiera porque haya levantado la mano con un ridículo discurso de “la responsabilidad se detiene aquí”, que echó la culpa a todos los demás. Sino porque en las ocasiones en las que no se ha quedado dormido en el interruptor, Biden ha tomado decisiones que han empeorado crónicamente la situación.


El cuadro de arrogancia e incompetencia que está surgiendo pondría a prueba las habilidades pictóricas de un Hunter Biden. El Presidente insistió en una rápida retirada a pesar de las advertencias del Departamento de Estado, el Pentágono y los servicios de inteligencia, y luego negó repetidamente que se le hubiera advertido.


El Presidente insistió en que todos los ciudadanos estadounidenses y el personal aliado de Estados Unidos serían sacados de Afganistán. Mientras tanto, mientras los desventurados portavoces del Departamento de Estado y del Pentágono admitían que nadie tenía ni idea de cuántas personas necesitaban ser extraídas, en el aeropuerto de Kabul se suceden escenas de una tragedia indescriptible.


El Presidente afirmó el jueves que los aliados de Estados Unidos estaban advertidos y apoyaban esta precipitada huida, pero se muestran abiertamente disgustados por haber sido abandonados.


El Presidente afirmó el viernes que no había escuchado “ningún cuestionamiento” por parte de los aliados; sin embargo, el parlamento británico fue noticia en todo el mundo al considerar que el líder de su aliado más cercano estaba en desacato.


El Presidente también afirmó el viernes que cualquiera que agitara un pasaporte estadounidense a las puertas del aeropuerto de Kabul sería admitido. Mientras tanto, vimos cómo moría gente aplastada, cómo se pasaba a los bebés por encima de las alambradas y cómo se utilizaba gas lacrimógeno por parte de nuestro bando, junto con informes sobre los talibanes, que ahora, según parece, están de nuestro lado, golpeando y disparando a la gente al azar.


La evidente incapacidad de Biden para seguir el ritmo de los acontecimientos -y su beligerante negación de los hechos y de su responsabilidad en ellos- se han hecho tan evidentes que incluso los medios de comunicación, que taparon su debilidad en las elecciones de 2020 y le han protegido desde entonces, se han vuelto contra él. La CNN y la BBC están ahora comprobando los hechos de su salvador. El sábado por la noche, Jonathan Karl, de la ABC, dijo sin tapujos que lo que dice Biden “simplemente no se ajusta a la realidad”.


Donald Trump nunca habría permitido que esto sucediera: es demasiado vanidoso. Si Trump hubiera regalado helicópteros Blackhawk y un suministro vitalicio de Humvees a nuestros enemigos, hubiera condenado a miles de nuestros aliados a los destinos más desagradables y hubiera convertido a los militares y diplomáticos de Estados Unidos en el hazmerreír del mundo entero, los medios de comunicación y los demócratas estarían pidiendo la destitución y desempolvando los artículos de traición.


Si Trump hubiera confundido a su vicepresidente con un “general” o hubiera jugado con sus tarjetas porque no podía hacer coincidir una pregunta con una respuesta guionizada, como hizo Biden en su rueda de prensa del jueves; o hubiera mostrado la extraña insensibilidad y el fracaso de la memoria a corto plazo en su “¡Eso fue hace cuatro días, hace cinco días!”; o abandonado espontáneamente la política de ambigüedad estratégica sobre Taiwán en una entrevista con la ABC, como hizo Biden con George Stephanopoulos el jueves, los psiquiatras estarían haciendo cola fuera de las emisoras de cable para explicar por qué es necesario desplegar la 25ª Enmienda ahora.


Es así de sencillo. La responsabilidad recae en el Presidente. El mundo siempre ha visto la incapacidad de Biden, y ahora el pueblo estadounidense también puede verlo. Él es el responsable directo de un desastre tan innegable que incluso los medios de comunicación partidistas ya no pueden negarlo. No puede hablar con la verdad ni con exactitud. No es tanto el emperador sin ropa, como el tonto de Lear en el brezal, desnudo y temblando mientras el reino llega a la “gran confusión”.


Fuente: https://israelnoticias.com/editorial/joe-biden-no-es-apto-para-ser-presidente-de-los-estados-unidos/


…Este Artículo, Declaración, Documento, Etc., seleccionado para su publicación, necesariamente no tiene que reflejar en su totalidad nuestra Línea Editorial… Nuestro propósito es establecer el vehículo de información que les permita a los demás formarse su propio criterio, especialmente en los acontecimientos políticos, económicos, etc., que inciden, directa y/o indirectamente, en cada uno de nosotros… "La educación y la instrucción no consisten en rellenar la mente de ideas ajenas, sino en estimularla para que produzca sus propias ideas"… Ahora les corresponde a ustedes hacer sus propias conclusiones… Participe y opine con razonamiento…


‘ArgosIs-Internacional’ es una Agencia de Información en la Red, de carácter social (POR AHORA) con sede en la Ciudad de Miami, Florida, Estados Unidos; fundada en 1991… Web: http://www.argosisinternacional.com… Miembro de la ‘Federación Latinoamericana de Periodistas’ (FELAP)… Web: http://www.felap.info...


Pd.- Invitamos a revisar los Documento Legales de la Agencia de Información ArgosIs-Internacional: https://www.facebook.com/pg/ArgosIsInternacional/photos/?tab=album&album_id=1603289693250542...


Publicaciones Recientes